Hace 200 años atrás en Chile no existían mirlos (Molothrus bonaeriensis) como los vemos con tanta abundancia hoy en día. Sin embargo alrededor del año 1860 esta particular especie fue traída como ave de jaula desde Argentina hasta Chile central. 86 años después los registros ya la indicaban como habitante hasta Copiapó y finalmente en 1986 logro llegar hasta Arica, en el extremo norte de Chile. En 1905 se registraba hasta Concepción, en 1946 hasta Puerto Montt, 1960 Aysén y en 1980 en Magallanes, al extremo sur de Chile.
Característico es el macho por su plumaje negro con hermosa iridiscencia azul, en cambio la hembra presenta un color café, al igual que los juveniles.
Una de las cosas más especiales de los Mirlos es su hábito reproductivo, debido a que esta especie no construye nido ni tampoco participa en la crianza de sus crías. Sin embargo parasita nidos de otras especies como Chercanes, Chincoles y Diucas. En Septiembre de 2011 se logró documentar en video la presencia de 3 hembras parasitando un nido de Chincoles en etapa de construcción y a vista y paciencia de sus dueños:http://www.youtube.com/watch?v=wlrXeODy314

Tip 1: Un ave negra sobre una vaca o un caballo siempre es un Mirlo.
Tip 2: Un ave grande alimentada por un “padre” de aspecto muy distinto es un Mirlo.

.

 

 

 

Anuncios